lunes, 2 de marzo de 2009

Segundo día

4 comentarios:

Portorosa dijo...

Qué sugerente resulta esa carretera que recorres, Jesús. Será normal, no sé, pero tal y como la muestras me da una sensación de recogimiento, de contacto con la naturaleza, y de que por ella va alguien que "se da cuenta", que hace que apetezca viajar por ella cada día.

Un abrazo.

Jesús Miramón dijo...

Ah, Portorosa, pero tú también sabes que la normalidad, la naturaleza y hasta nuestra mera y corriente existencia son algo absolutamente extraordinario, ¿verdad?

Un abrazo.

Portorosa dijo...

Sí, sí, claro. Pero leyéndote lo recuerdo mucho mejor.

Un abrazo.

(Oye, qué mayor Carlos ya, ¿no?)

Jesús Miramón dijo...

¡Once años, ya pronto doce! Y le encanta la cocina, como a mí. Tenías que ver cómo pica las verduras, ni el mismísimo Jamie Oliver, su ídolo.

:-)