martes, 24 de mayo de 2011

144

Languidezco. Han pasado seis días desde la intervención y todavía no puedo respirar por la nariz. Mi cabeza es un núcleo concentrado de fluidos y costras. Comer y dormir me resulta muy difícil. Mis oídos se taponan constantemente y entre unas cosas y otras no puedo leer más de diez minutos. Qué despacio pasa el tiempo cuando deseas que fluya veloz, veloz, veloz.

8 comentarios:

Teresa, la de la ventana dijo...

Paciencia. Te queda otra semanita, así que tómatelo con calma...

Jesús Miramón dijo...

¿Otra semanita como estoy ahora? ¿Todavía? :o(

Jesús Miramón dijo...

Ayer mi médico de cabecera me dijo que no estaría recuperado del todo -con suerte, añadió- hasta dentro de un mes, y también me advirtió de que el posoperatorio -como estás pudiendo comprobar, volvió a añadir- sería muy duro. Sabía de lo que hablaba porque además de ser médico a él también le habían operado de lo mismo a comienzos de marzo.

jose antonio dijo...

Llegará un día que no te acordarás ni del año que te operaste.

Portorosa dijo...

¿O sea, José Antonio, que Jesús va a tener Alzheimer, además?

jose antonio dijo...

ja,ja..muy bueno, Portorosa. Quiero decir que todo pasa y se olvida.

molinos dijo...

Ánimoooo...

Jesús Miramón dijo...

José Antonio, Porto, Moli, gracias por los ánimos.