sábado, 3 de septiembre de 2011

246

La lluvia de anoche dejó esta hoja en mi parabrisas.

4 comentarios:

NáN dijo...

¡Qué hermosura!

Jesús Miramón dijo...

Heraldo del otoño.

Carmen dijo...

No debió de ser tormenta. En tal caso, hubiera sido el parabrisas el que se habría incrustado en la hoja. Con un resultado de estética menos sugerente, claro.

Jesús Miramón dijo...

Sí que hubo tormentas el viernes, y bastante fuertes además, incluso se inundó un poco el Chanti, el bar donde vamos a tomar una copa después del ensayo de mi coro. Pero lo importante es que llovió. Hacía muchísimo tiempo que no lo hacía. La lluvia me hace feliz.