miércoles, 21 de septiembre de 2011

264

Me doy cuenta de que, más que escribir, yo enumero.

5 comentarios:

Portorosa dijo...

Pero qué enumeras: solo lo haces tú.

José Luis Ríos Gabás dijo...

Creo que sí, que enumeras, pero es una forma de reconocer lo que vives, no es sólo un inventario.Tu mirada sobre lo que pasa cotidianamente es lo que cuenta, y en lo que los demás, muchas veces, nos reconocemos.
Mi hija, como sabes, fue el lunes por primera vez a la Universidad, a Zaragoza, y he vuelto a leer y a recordar lo que escribiste sobre la tuya por estas fechas del año pasado, en una situación similar. Tus reflexiones y sentimientos y la forma en que lo cuentas, o, mejor dicho, que esa circunstancia sea motivo de una reflexión escrita y sentida, es motivo suficiente para apreciarte, porque cuentas de manera ordenada lo que yo querría decir y de la forma que también me gustaría.
A propósito de esto, creo que para ellos, nuestros hijos, comienza una nueva etapa, pero lo que no sé si saben es que para nosotros, los padres, también comienza otra, eso es lo que llevo toda la semana pensando.

Un abrazo, Jesús

Carmen dijo...

Enumerar es contar. Contar números. Y tú cuentas otra cosa, me parece a mí.

Jesús Miramón dijo...

Muchísimas gracias a los tres. Ayer, antes de darle al botón de publicar, fui al RAE para consultar exactamente el significado oficioso de la palabra, y daba el siguiente:

enumerar.
(Del lat. enumerāre).
1. tr. Enunciar sucesiva y ordenadamente las partes de un conjunto.

Aunque busqué su definición después de haberla escrito, me gustó, de algún modo se acercaba a la idea que pretendía expresar, que tenía mucho que ver con lo que es un cuaderno de bitácora "de verdad", un escrito notarial o, como dice José Luis, un inventario. No sé. Siempre escribo con un propósito literario, es evidente, pero ¿qué otra cosa es un diario sino la anotación "ordenada" de las partes de un conjunto? Creo que es una mirada interesante al acto de la escritura.

Gracias y un abrazo a los tres.

---
José Luis, cómo te comprendo, las nuevas etapas de ellos son, desde luego, nuevas etapas para nosotros, desde luego que sí. Un abrazo y a ver si quedamos un día de estos a tomar una copa y charlar.

giovanni dijo...

Enumerar puede ser el inicio de escribir, de andar o de tocar. También puede ser el final de pensar mucho y no escribir nada. Habrán vacíos (de reflexión) enumerados? Me cuesta imaginarlos. Un abrazo