martes, 6 de enero de 2009

Noche de reyes

Una luz refulge en la noche, y otra, y otra, rumbo a sus objetivos. Los reyes avanzan a través de los campos dejando sobre la tierra una huella profunda, pues cargan consigo pesadas raciones de campaña, cuchillos, puños americanos, iPods, abundante munición para sus armas, mapas, planos, cantimploras, granadas de fragmentación, cámaras de vídeo en los cascos, una capa impermeable. Los reyes avanzan dejando huellas profundas en la tierra fértil. Los reyes avanzan en silencio hacia Belén.

12 comentarios:

añil dijo...

Hacer un comentario sería una vulgaridad.

Gracias por lo escrito.

Jesús Miramón dijo...

Vaya, ahora nadie querrá hacer ningún comentario... (Es broma). Gracias a ti, Añil.

koldo dijo...

Voy a entrar de lleno en la vulgaridad, me lo veo venir.
Aliteración: las garzas de Gaza engarzan garfios y trampas. Las gracias y las Furias que visitan Gaza son fortalezas del odio.
Imagen: Los Reyes destronados pierden Belén.
Descripción perequiana: no me atrevo.

Feliz año, Jesús.

Jesús Miramón dijo...

Feliz año, Koldo, te deseo lo mejor.

Ana dijo...

Feliz año Jesús, a ver si Santa Claus convence a los de Oriente, se ponen a jugar al mus y dejan de hacer batallitas.

Un abrazo

Jesús Miramón dijo...

Feliz 2009, Ana, un abrazo.

JL y P dijo...

Hola, Jesús. Feliz 2009. Apenas me he conectado a Internet en Navidad, pero veo que te ha ido bien.

Un abrazo

josé Luis

Miranda dijo...

Feliz de todo Jesúa.
Me alegro mucho de que tengas tantos para querer y ser querido.

Este año será estupendo, ya verás.

Beso.

M.

Jesús Miramón dijo...

Feliz año, José Luis, un abrazo.

Jesús Miramón dijo...

Bueno, Miranda, en realidad tengo pocos para querer y que me quieran: mi familia y apenas dos o tres amigos. Para mí es suficiente.

Ojalá tengas razón y este año, que tan mal ha comenzado en algunos lugares del mundo (como el texto pretendía sugerir), acabe siendo estupendo. Ojalá.

Un beso.

Portorosa dijo...

Estas navidades le conté a mi hija que cerca de Belén, donde estaba el portal, estaba habiendo guerra. Le parecía, sencillamente, inconcebible...

Un abrazo.

Jesús Miramón dijo...

Es terrible el número de inocentes que han muerto, tantos niños. Terrible.